lunes, 14 de mayo de 2012

"Por qué es importante la maternidad", por Casilda Rodrigáñez

"La esclavitud requiere destruir la capacidad de amar
y la sociabilidad humana,
pero esta es una maniobra suicida"

"La libertad y la integridad de cada ser humano
se hacen en el vientre y en el regazo materno"
Casilda Rodrigáñez

Imprescindible este contundente artículo de Casilda Rodrigáñez Bustos, según sus propias palabras, una "sinopsis de la correlación entre maternidad y sociedad, entre maternidad e individuo, entre matricidio y degeneración y eventual extinción del género humano".

La autora desarrolla los siguientes 10 puntos que podéis leer por completo en este enlace Por qué es importante la maternidad:

1.- La maternidad es importante porque
es el proceso de formación del ser humano

2.- Esta secuencia se ha fijado en la evolución mamífera en general
y humana en particular

3.- La maternidad, y con ella el proceso de formación de los seres humanos,
está pervertida

4.- La perversión de la maternidad
afecta a
la formación individual del ser humano

5 – La repercusión social de la alteración del proceso
de formación del ser humano

6.- La perversión de la maternidad impide el desarrollo
de las cualidades básicas in-formacionales del ser humano

7.- La perversión de la maternidad en el grado de generalización actual
supone una castración de la mujer

8.- La perversión de la maternidad comenzó hace unos 6.000 años,
como una estrategia para esclavizar seres humanos,
y se extendió con la expansión de los imperios esclavistas patriarcales

9.- A pesar de los hallazgos científicos, en la actualidad,
la perversión de la maternidad ha alcanzado cotas demasiado altas,
y además, dicha perversión está más generalizada que nunca

10.- De la recuperación de la maternidad
depende el que la humanidad tenga o no tenga futuro


"Hoy, en la era de la dominación invisible y de la sumisión inconsciente,
los mitos han cambiado y los objetivos se ocultan más. 
La manipulación falaz de la obstetricia, de la sexualidad femenina,
de la pediatría, tomando el nombre de la Ciencia en vano
y sus hallazgos con fines criminales,
consagran la mayor perversión quizá de la maternidad de todos los tiempos"
Casilda Rodrigáñez

Fuente original: Casilda Rodrigáñez Bustos

domingo, 13 de mayo de 2012

"Nosotros, los depredadores de la cría humana", artículo de Laura Gutman

El siguiente artículo de la terapeuta familiar Laura Gutman habla con lucidez sobre la profunda necesidad de recuperar el sentido del olfato en el parto y nacimiento de los seres humanos:

Nosotros, los depredadores
de la cría humana
(Septiembre 2008)

"Las lobas, las perras, las gatas, las vacas, las focas, las elefantas, las leonas, las gorilas, las ovejas, las ballenas, las yeguas, las monas, las jirafas, las zorras y las humanas tenemos algo en común: el instinto de proteger nuestra cría.

Sin embargo somos especialmente sensibles si algo se interpone entre nosotras y nuestros cachorros después del parto: por ejemplo, si alguien toca a uno de ellos impregnándolos de un olor ajeno, perdemos el olfato que los hace absolutamente reconocibles como propios. Si permanecen alejados del cuerpo materno, vamos perdiendo la urgente necesidad de cobijarlos.

Cada especie de mamíferos tiene un tiempo diferente de evolución hacia la autonomía. En reglas generales, podemos hablar de autonomía cuando la criatura está en condiciones de procurarse alimento por sus propios medios y cuando puede sobrevivir prodigándose cuidados a sí mismo sin depender de la madre. En muchos casos va a necesitar de la manada como ámbito de vida, y es la manada que va a funcionar también como protectora contra los depredadores de otras especies o de la propia.

Entre los humanos del mundo “civilizado”, pasa algo raro: Las hembras humanas no desarrollamos nuestro instinto materno de cuidado y protección, porque una vez producido el parto, tenemos prohibido oler a nuestros hijos, que son rápidamente bañados, cepillados y perfumados antes de que nos los devuelvan a nuestros brazos. Perdemos un sutil eslabón del apego con nuestros cachorros. Luego raramente estaremos bien acompañadas para que afloren nuestros instintos más arcaicos, difícilmente lograremos amamantarlos, -cosa que todas las demás mamíferas logran siempre y cuando no hayan parido en cautiverio-, muy pocas veces permaneceremos desnudas para reconocernos, y seguiremos reglas fijas ya sean filosóficas, culturales, religiosas o morales que terminarán por enterrar todo vestigio de humanidad. Si es que a esta altura podemos llamarla como tal.

El niño sobrevivirá. Cumplirá un año, dos, o tres. Seguiremos nuestras reglas en lugar de seguir nuestros instintos. Estimularemos a los niños para que se conviertan velozmente en personas autónomas. Los abandonaremos muchas horas por día. Los castigaremos. Nos enfadaremos. Visitaremos especialistas para quejarnos sobre cómo nos han defraudado estos niños que no son tan buenos como esperábamos.

A esa altura sentimos que estos niños no nos pertenecen. Esperamos que se arreglen solos, que duerman solos, que coman solos, que jueguen solos, que controlen sus esfínteres, que crezcan solos y que no molesten. Hemos dejado de “oler” eso que les sucede. No hemos aprendido el idioma de los bebés, no sabemos interpretar ni traducir lo que les pasa. Cuando estamos ausentes, o incluso cuando estamos cerca -con tal de estar tranquilos- los dejamos completamente expuestos. Entonces puede aparecer el más feroz de los lobos feroces. Ya que en realidad somos nosotros, sus más temibles depredadores. "
Laura Gutman

Fuente original: http://www.lauragutman.com.ar/newsletter/laura_gutman_sep08.html
Otros interesantes artículos de la escritora en:
http://www.lauragutman.com.ar/articulos.html

jueves, 10 de mayo de 2012

Bebés y cachorros. Los humanos también somos mamíferos



BEBÉS Y CACHORROS.
LOS HUMANOS TAMBIÉN SOMOS MAMÍFEROS
María Jesús Blázquez García
Edita: Tierra Ediciones
Colección Ciencia-Afecto-Ciclo Vital
Volumen 1









"La vida en el medio urbano nos impide una observación del medio natural, sus ciclos, la reproducción, los cuidados y crianza de los seres vivos. Nuestra cultura nos ha desconectado del nacimiento y de la muerte, ambas experiencias se han alejado del ámbito familiar, pasando al mundo de la fría tecnología y los expertos.

Con la guía Bebés y cachorros. Los humanos también somos mamíferos, se pretende contribuir a la recuperación del paradigma biológico original de la maternidad, que se puede resumir en "no separar a la madre de su criatura". En este sentido los cuidados de las hembras de mamíferos a sus crías son un claro referente que conviene no olvidar.

Editada con el apoyo del Gobierno de Aragón, departamento de Sanidad y Consumo. Dentro de un programa educativo realizado por la Asociación Vía Láctea.

Dirigida a educación primaria y secundaria, con los siguientes objetivos:

*Recordar y comprender el significado de que los seres humanos somos mamíferos.

*Encontrar la correlación entre las Recomendaciones de la OMS para el parto, el nacimiento, la lactancia materna y la crianza, con el comportamiento de los demás Mamíferos.

*Comprender el parto, el nacimiento y la crianza como actos fisiológicos saludables.

*Acercar al mundo infantil la naturalidad y normalidad de la crianza con afecto, apego y alimentación natural (lactancia materna).

*Conocer la relación entre crianza natural, cuidados y salud. Valorar y reconocer la importancia de la primera infancia para la salud y el bienestar en la vida posterior del ser humano.

En la guía se ofrecen recursos didácticos, con la finalidad de invitar, animar, acercar, reconciliar, reencontrar, y hacer visibles aquellos momentos de la vida, como son el nacimiento, la crianza, la aceptación, los cuidados y el respeto hacia si mismo y a los demás.

Acompaña la guía, un DVD con más de doscientos dibujos que han realizado escolares de diferentes colegios aragoneses que participaron en el programa educativo, Bebés y cachorros, iniciativa de Vía Láctea."

Fuente y mucha más información:

http://otrabiologia.wordpress.com/2012/02/27/bebes-y-cachorros-los-humanos-tambien-somos-mamiferos/

También te puede interesar:

*La Ecología al comienzo de nuestra vida, guía didáctica de María Jesús Blázquez García

miércoles, 9 de mayo de 2012

Los partos vistos con el peculiar humor de los Monty Python

"El milagro del nacimiento" es un satírico sketche del grupo de comedia inglés Monty Python que critica duramente el sistema médico y la deshumanización de los partos. Forma parte de su famosa película El sentido de la vida dirigida por Terry Jones y protagonizada por los 6 Monty Python que se estrenó con éxito el 1983.

lunes, 7 de mayo de 2012

"Por tu bien", el cortometraje de denuncia de Icíar Bollaín

En este corto del 2004 Icíar Bollaín critica la deshumanización de los partos en España, a raíz de su mala experiencia con el suyo.

También te pueden interesar los documentales:
*The Business of Being Born, tráiler (sólo en inglés)

jueves, 3 de mayo de 2012

El Sabbath de las Mujeres: Reclamando el Poder de la Menstruación

"Cuando se localizan los puntos donde la cultura
se separa de una verdad natural,
se habrá encontrado una llave, un pasaje
hacia las enfermedades de dicha cultura."
Lara Owen

El siguiente es un extracto del artículo completo de Lara Owen El Sabbath de las Mujeres: Reclamando el Poder de la Menstruación


"La palabra ritual viene de "rtu", que significa menstruo en sánscrito. En la época anterior al sacrificio de seres vivos, la sangre menstrual se ofrecía en ceremonias. La sangre menstrual era sagrada para los Celtas, los antiguos Egipcios, los Maorí, los primeros Taoístas, los Tantristas y los Gnósticos.

Los Nativos Americanos comprendían muy bien los diferentes sentimientos que las mujeres experimentan cuando menstrúan y para ellos estos sentimientos formaban parte de algo muy importante en los ciclos del cuerpo femenino. Las mujeres se retiraban a un recinto especial a pasar su sangrado. Se le consideraba ser el tiempo en que una mujer se encontraban en el nivel más alto de su poder espiritual, durante lo cual la actividad más apropiada era descansar y acumular sabiduría.

La tribu Yurok del norte de California poseía una cultura espiritual muy desarrollada basada en el ritmo del ciclo menstrual para las prácticas rituales no sólo de las mujeres sino también de los hombres. Las mujeres acostumbraban retirarse "en masa" durante la luna nueva por un período de diez días. Durante ese tiempo los hombres se concentraban en el "desarrollo interno", en ceremonias y meditación. Mientras los adultos estaban ocupados acumulando poder espiritual, los niños eran cuidados por los ancianos de la tribu. Todo el trabajo que los adultos tenían que hacer se concentraba en los otros días del mes.

Cuando los hombres blancos entraron en escena, "el mundo se paró de cabeza". Las actitudes hacia la menstruación cambiaron y las muchachas fueron adoctrinadas por sacerdotes en vez de las ancianas de la tribu. En vez de enseñárseles que una vez al mes sus cuerpos se volvían sacros, se les enseñó que se volvían inmundos. En vez de retirarse a un recinto a meditar, orar y celebrar, se les enseñó que estaban enfermas.

En 1986 conocí a un maestro de las tradiciones Nativo Americanas. Me enseñó que una mujer menstruando tiene el potencial de ser más poderosa física y espiritualmente que cualquier hombre o mujer en cualquier otro momento. Aquello volteó de cabeza mis condicionadas representaciones de la realidad. Yo siempre había experimentado mi menstruación como un período de debilidad y dificultad. ¿De qué podría estar hablando aquel hombre?"

Fuente: http://www.elexion.com/lakota/textos/texto22.htm

También te puede interesar:
*Tu sangre menstrual puede curar enfermedades degenerativas
*Conecta con tu ciclo menstrual, taller de Sophia Style
*Vientre de Mujer, documental de Mónica Felipe-Larralde
*Blog de Sofía Gutiérrez: El Divino Femenino 

Entrevista a Sofía Gutiérrez por ClickyourMind:
Misterios del Femenino. Sanando a la Humanidad